Preguntas frecuentes

Seguro de decesos

Muchas personas disponen de un seguro de decesos, de hecho, es algo muy arraigado en España. 

¿Qué es un seguro de decesos?

El seguro de decesos cubre los gastos del funeral y se encarga de las diligencias pertinentes cuando el asegurado fallece, ayudando así a los familiares en esos difíciles momentos y evitándoles tener que pagar todos los gastos derivados de una defunción. En España, este tipo de seguro está muy extendido y cerca de 20 millones de personas tienen contratado un seguro de Decesos, según la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa). 

¿Qué cubre un seguro de decesos?

La cobertura incluye las gestiones administrativas, el féretro, la preparación de la capilla ardiente y del cuerpo del fallecido, el coche de acompañamiento, el servicio religioso y sus correspondientes recordatorios, la sepultura e incluso la repatriación.

¿Es posible saber si una persona fallecida dispone de un seguro de defunción/de vida?

Existe un "Registro de Contratos de Seguros de cobertura de fallecimiento" en el que se puede realizar la consulta y averiguar si la persona fallecida era titular de algún seguro. Esta gestión no se puede solicitar hasta pasados 15 días hábiles desde la fecha de fallecimiento.

Existen dos modos de poder hacer la consulta:

  1. Telemáticamente: A través de la sede electrónica del Ministerio de Justicia (https://sede.mjusticia.gob.es).
  2. Presencialmente: en las Gerencias Territoriales del Ministerio de Justicia, y si resides en Madrid puedes ir a la Oficina Central de Atención al Ciudadano.
¿Se puede contratar un seguro de decesos a cualquier edad?

En general, no son asegurables las personas que al formular el seguro tengan más de 70 años o padezcan enfermedad grave, salvo que sea aceptado por el asegurador y expresamente se haga constar en la póliza de decesos.

Lo habitual es que para asegurados a partir de 65 años las compañías de seguros les ofrezcan contratar un seguro de prima única. En esta modalidad, el asegurado realiza un único pago que le garantiza tener todas las garantías del seguro y estar completamente cubierto.

¿Se puede decidir y planificar el funeral en vida?
Sí. Más allá de dejar pagado el servicio funerario, existen servicios que permiten planificar y decidir todos los aspectos del funeral. El cliente y/o la familia decide en vida el tanatorio, tipo de ceremonia (religiosa o civil), incineración o entierro, esquela, etc. con el objetivo de personalizar hasta el último detalle de la despedida y al mismo tiempo, liberar a la familia de la toma de decisiones en un momento complicado como es la pérdida de un ser querido.